ESTUDIAR PERIODISMO ES PARA ECHADOS “P´ALANTE”

Actualmente estudiar un “buen Periodismo” es, además de esencial por los momentos complicados que estamos pasando, peligroso a la vez que interesante porque en teoría te preparas para ser el portavoz de la sociedad.

Para dar a conocer lo que pasa por el mundo hay que entrenarse. Esto puede parecer fácil y sencillo desde fuera pero os puedo asegurar que si te entrenas para hacer un “buen periodismo”, hoy en día escaso en este nuestro país, no es nada complejo.

Os voy a contar lo que me pasó hace unas semanas camino a la Universidad donde se demuestra que estudiar el Grado de Periodismo tiene su riesgo. “El entrenamiento te hace vivir situaciones que te ponen a prueba para lo que te pueda deparar tu futuro”, así fue hace unas semanas cuando…

Para comenzar a contar esta historieta tengo que empezar por el principio. Este día había una práctica que consistía en un simulacro de una incautación de drogas donde un grupo de clase hacía de policías y al otro de periodistas, aquel día a mi grupo le tocó ser policías. Para ello tuvimos que elaborar droga “de mentira” cosa que cumplimos a rajatabla porque conseguimos que esta droga se pareciese demasiado a la de verdad.

La droga ya elaborada fue directa a mi mochila ¿por qué? porque era el único que la llevaba acuestas, en el respaldo de mi silla de ruedas. Llego el día de la práctica donde comprobé que entrenar para intentar “contar lo que está pasando” corría un alto riesgo. Y es que a pocos metros de bajarme del primer autobús para ir a la Universidad me topé con un cordón policial que estaba cacheando a todo aquél que pasaba por allí.

Con mi mochila llena de droga “simulada” llegué aquel lugar tan gris y como a todos que pasaban por allí me pidieron que les dejase registrar la mochila. Y de ahí sacaron la bolsa de plástico que contenía la droga “de juguete” con un papel donde tenía apuntado el discurso que tenía que decir para la rueda de prensa que formaba parte de la práctica.

¿Qué es esto? me pregunto el policía. Esto es droga, droga “de mentira” le respondí yo. Seguidamente le conté todo, “voy a clase. Estoy estudiando Periodismo y hoy vamos hacer una práctica que consiste en simular una incautación de droga donde unos hacemos de policías y otros de periodistas. A mí me ha tocado se policía”, enseñándole el discurso que prepare para la rueda de prensa de esta incautación simulada.

El policía no se lo quiso creer y se marcho con el simulacro de droga a un lugar desconocido. Media hora más tarde volvió la autoridad disculpándose por no creerme lo que le explique con la prueba del discurso de una rueda de prensa escrita en un papel.

En este país hay “mucho Periodismo para tan poca democracia y mucha policía para tan poca diversión”.

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s